POLIPOSIS NASAL

Cirugía funcional de la nariz

Los pólipos nasales son unas masas de mucosa nasal rellenas de líquido inflamatorio que aparecen en procesos nasales inflamatorios crónicos en ocasiones relacionados con procesos alérgicos. Con frecuencia se asocia al asma bronquial y alergia a la aspirina.

Síntomas de la Poliposis Nasal

¿Qué síntomas presenta una persona con poliposis nasal?

El síntoma principal es la obstrucción nasal con pérdida de olfato y una voz nasal muy característica, también puede asociar taponamiento nasal y dolor de cabeza por invasión de los senos paranasales.

Diagnóstico

¿Cómo diagnosticamos la poliposis nasal?

El diagnóstico se lleva a cabo en la consulta de otorrinolaringología mediante la exploración del interior dela nariz con un nasofibroscopio flexible o rígido. A continuación se hace un estudio de la extensión de la misma mediante un TAC.

Procedimiento para el tratamiento de la Poliposis Nasal

¿Que procedimiento llevamos a cabo para tratar la poliposis nasal?

El tratamiento de la poliposis es primordialmente médico y de por vida al tratarse de una patología crónica . La base de este tratamiento son los lavados nasales con soluciones salinas y aplicación de sprays a base de antiinflamatorios de la familia de los corticoides. Cuando a pesar del tratamiento tópico los pólipos aumentan de tamaño o el diagnóstico se produce en una fase avanzada de la enfermedad se procede al tratamiento con corticoides por vía sistémica y ocasionalmente antibióticos asociados. La cirugía se reserva como tratamiento de tercer escalón para aquellos casos que no responden al tratamiento médico y tienen un tamaño tal que provocan una obstrucción completa de las fosas nasales.

El tratamiento quirúrgico de la poliposis nasal y sinusal se lleva a cabo mediante cirugía endoscópica con la ayuda de un microdebridador que aspira y destruye los pólipos bajo visión directa a través de una cámara conectada al endoscopio. Tras la cirugía se coloca un taponamiento nasal durante 48-72 horas para evitar el sangrado postoperatorio.

Recomendaciones

Es recomendable que los pacientes afectos de poliposis nasosinusal realicen limpiezas nasales diarias con soluciones salinas para limpiar las fosa nasales de moco retenido que al sobreinfectarse mantiene y estimula el proceso inflamatorio y por lo tanto el crecimiento de los pólipos.

En el postoperatorio estos lavados son de obligado cumplimiento asociados a cremas o aceites que faciliten la evolución de las costras que se producen tras la cirugía.

Consultas frecuentes sobre Poliposis Nasal

No, como ya hemos explicado, la cirugía se reserva para los casos rebeldes al tratamiento médico tópico o sistémico (por vía oral) , el objetivo no es curativo sino paliar la obstrucción nasal que producen los pólipos. En ocasiones la cirugía ha de realizarse dos o tres veces a lo largo de la vida del paciente.
El proceso de la olfacción se lleva a cabo mediante la estimulación de unas terminaciones nerviosas sensitivas que se encuentran inmersas en la porción más alta de nuestra nariz y que se conoce como pituitaria amarilla. Cuando tenemos un magma de pólipos y moco que ocupan nuestra fosa nasal, impiden que las moléculas en suspensión que se encuentran en el aire respirado alcancen estas terminaciones al verse atrapadas por el moco. Se conoce como hiposmia obstructiva, y es reversible parcial o totalmente con el tratamiento de la poliposis.
El grado de obstrucción nasal así como el asma bronquial asociado a la poliposis nos puede limitar considerablemente nuestra capacidad respiratoria de cara a una actividad deportiva. Es muy importante que los pacientes que padecen una poliposis nasosinusal y practiquen deporte de forma rutinaria lleven un buen control de su enfermedad mediante el cumplimiento riguroso del tratamiento médico y acudiendo a la consulta de los especialistas de Otorrinolaringología y Neumología para la evaluación del estado de sus fosas nasales y árbol traqueobronquial y ajustar el tratamiento.